Socialismo Internacional

Periódico de la Organización Socialista Internacional

UPR: La huelga que viene

Posted by Socialismo Internacional en marzo 30, 2010

Estudiantes toman la Ponce de Leon en protesta por el cierre patronal previo al Paro Nacional del 15 de octubre

Estudiantes toman la Ave. Ponce de Leon previo al Paro Nacional del 15 de octubre (Indymediapr.org)

Impulsamos desde la Organización Socialista Internacional que el estudiantado de la Universidad de Puerto Rico  realice acciones de resistencia como paros o huelgas, ocupaciones o tomas de facultad y/u oficinas, para presionar a la administración universitaria a echar hacia atrás sus planes de recortes y privatización.

Aunque nadie lo grita todavía, en la IUPI se habla de huelga. ¿Será otro paro más? ¿Por qué razón será esta vez? ¿Será una huelga indefinida, de uno o varios días? ¿Será suficiente una acción como esa para garantizar clases en verano, evitar la eliminación de las exenciones de matrícula y/ o para cuadrar el presupuesto?

La verdad es que la huelga que parece venir en la UPR no está definida aún. Será un proceso que se construirá mientras progrese.

Descarga el más reciente boletín de la OSI en el Recinto de Río Piedras: LA HUELGA QUE VIENE

Aunque nadie lo grita todavía, en la IUPI se habla de huelga. ¿Será otro paro más? ¿Por qué razón será esta vez? ¿Será una huelga indefinida, de uno o varios días? ¿Será suficiente una acción como esa para garantizar clases en verano, evitar la eliminación de las exenciones de matrícula y/ o para cuadrar el presupuesto?

La verdad es que la huelga que parece venir en la UPR no está definida aún. Será un proceso que se construirá mientras progrese.

Impulsamos desde la Organización Socialista Internacional que el estudiantado realice acciones de resistencia como paros o huelgas, ocupaciones o tomas de facultad y/u oficinas, para presionar a la administración universitaria a echar hacia atrás sus planes de recortes y privatización. Esas acciones deben ser construidas desde las bases de las facultades. Los estudiantes, los más que nos vemos afectados por los recortes y el cierre de secciones, los despidos de estudiantes de jornal, la moratoria y en muchos casos la eliminación de las exenciones de matrículas, y mucha otras medidas más, tenemos que actuar ahora para defender la universidad pública.

Diversos comités de lucha en muchas facultades están construyendo asambleas por facultad. Hay que ir a estas asambleas e impulsar reclamos concretos que puedan movilizar a muchos estudiantes. Estar claros en lo que pedimos es importante. No se puede organizar paros, ocupaciones y huelgas largas sin estar claros de por qué luchamos.

Del 2009 al 2010

Desde el año pasado para acá, se ha desarrollado un movimiento estudiantil de capacidad combativa, diverso y democrático. Aunque no lo crean, en ningún lugar del país se votó participar del Paro Nacional del 15 de octubre excepto en las once unidades del Sistema UPR. ¡En ninguna asamblea obrera siquiera!

En abril de 2009 se realizó un paro-ocupación en la Facultad de Ciencias Sociales. La idea de ocupar la facultad, en vez de vaciarla al hacer un paro es novedosa en el movimiento estudiantil. Desde hacía ya algunos años, las huelgas (hayan sido de un día, de semanas o indefinidas) se realizaban con el cierre de portones. De alguna manera esto era alimentado por los recesos académicos y administrativos que declaraba la administración.

La toma del expreso Las Américas—el punto más combativo del paro del 15—fue impulsado por estudiantes universitarios. Los once recintos paralizaron algunos días tras conocerse el despido de 17 mil empleados públicos producto de la Ley 7.

El 19 de noviembre -día en que se conmemora el presunto descubrimiento de Puerto Rico- se organizó una marcha de la juventud en lucha por la Milla de Oro paralizando el tráfico y actividades bancarias de la zona.

Ocupar para vencer

La memorable huelga estudiantil del 81 contó con un elemento importante de “huelga desde adentro” paralizando continuamente las clases y trabajos, creando lo que un líder estudiantil llamó “universidad ingobernable”. Internacionalmente el movimiento estudiantil ha usado y sigue usando hoy en día el método de la ocupación, de apropiarse de un espacio por un tiempo hasta lograr algo.  La información es vasta y no puede reproducirse en este escrito. Pueden visitar nuestra página web http://socialismointernacional.org donde se cubren eventos de ocupaciones.

Una ocupación es tomar, es apropiarse. Los estudiantes somos la mayoría en la universidad. Somos los más que sufrimos y sufriremos todas las medidas que vienen para la UPR. Pero somos los que menos poder tenemos. Los administradores creen que pueden administrar nuestras vidas. Decidir cuando nos graduamos, si tenemos que trabajar más horas, coger menos clases o hacer un préstamo para seguir estudiando. Todo eso lo hacen subiendo la matrícula, ofreciendo menos secciones y despidiendo estudiantes a jornal, entre otras formas.

Lo que decimos es que para lograr que este sector de la universidad nos responda, tenemos que tomarlo por un tiempo, detener su funcionamiento y ejercitar medidas de presión que puedan lograr avances en nuestras condiciones de estudio y trabajo.

La ocupación sólo es posible si cuenta con muchas personas. No se trata de imponer unas cuotas como pretende hacer el Consejo de Sociales diciendo que tiene que haber 200 estudiantes para que una asamblea de facultad sea válida. Los procesos arrastran más que eso, no tienen que ver con números exactos sino con fuerza. Eso no quiere decir que no sea importante que este movimiento—que esperamos lleve a paralizar la UPR de diversas maneras—sea uno de masas.  Todo lo contrario.

En la ocupación de Ciencias Sociales hubo un plan. No fue un acto aventurero de meterse a una oficina sin comida, sin agua y sin objetivos. En los diversos comités planificamos actividades que hicieran que la gente se quedara: foros, charlas, cine-foro, concierto, poemas, pintata… También enviamos cartas a todos los profesores de la facultad para que participaran.

Las futuras ocupaciones tendrán que tener un plan.  En Humanidades, Sociales y otras facultades proponemos que se realicen ocupaciones de facultad previas a la asamblea general que se espera organizar entre el 13 y 14 de abril.

Desarrollar poder estudiantil

A fin de cuentas, una huelga es un método de presión, quizás el más efectivo, pero a la vez el más incomprendido. Es tanto el cuco de por ahí viene la huelga que terminamos creyendo que una huelga puede salir de cualquier proceso de cualquier asamblea así porque sí. A veces parece que olvidamos que las huelgas son procesos que se construyen y desarrollan a partir de unos eventos que las hacen posibles.

La huelga detiene, paraliza, obstruye, evita e impide el funcionamiento normal del sitio que se propone cerrar. Una ocupación no es otra cosa que una forma de realizar ese objetivo.

Hoy proponemos la ocupación, cerrar facultades y recintos, pero dejar la universidad abierta. Creemos que la universidad es más que los portones, la universidad somos nosotros.  Si la paramos, ocupamos y tomamos, tenemos una oportunidad de que esté a nuestro servicio y no a la de los empresarios que controlan la Junta de Síndicos y están detrás del presidente José Ramón de la Torre.

Llevamos años dejando que los administradores de la UPR hagan lo que quieran con la universidad, que hagan lo que quieran con nosotros. Nuestras vidas valen más que sus beneficios.

Hay que votar por ocupar facultades, allá donde se pueda, y paralizar el Recinto el 15 de abril, como mensaje al gobierno y la administración. El Paro debe intentar ser Nacional, en los once Recintos. Sólo levantando paros, ocupaciones y diversas acciones de resistencia y presión podremos garantizar clases para el verano, detener alzas en la matrícula e impedir recortes de presupuestos. Este es nuestro tiempo y comienza ahora.

Anuncios

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: