Socialismo Internacional

Periódico de la Organización Socialista Internacional

Un campeón haciendo historia

Posted by Socialismo Internacional en octubre 13, 2013

Orlando-Salido-vencio-a-Cruz-e_54390986562_54028874188_960_639

Orlando “El Fenómeno” Cruz a la derecha.

El 12 de octubre del 2013 pasará a ser una fecha histórica en el deporte del boxeo y en la historia de la  humanidad.

La fecha deberá ser recordada como el día en que un hombre gay, con toda conciencia y claridad, desafió el machismo, el sexismo y la homofobia. El boxeador profesional Orlando “El Fenómeno” Cruz salió a dar la pelea para recordarnos a tod@s cómo se lucha en la vida.

Contrario a lo que dirán algunos, aunque Cruz no logró hacer historia con esta pelea al convertirse en el primer boxeador gay con un campeonato mundial, su gesta vale más que cualquier premio porque su efecto resonará en cada rincón del ‘ring’ y fuera de éste.

Alma Torres comenta sobre la pelea de “El Fenómeno” Cruz quien con su vida está contando la más importante historia.

12 de octubre de 2013, Las Vegas, Nevada. A eso de las diez de la noche salió de su camerino el boxeador Orlando “El Fenómeno” Cruz, su atuendo de entrada rompiendo barreras, una camisa color rosa, guantes negros y rosa y sus pantalones color arcoíris con la estrella de la bandera de Puerto Rico. Para rematar, en el ‘ring’ una bandera de arcoíris era ondeada por uno de los integrantes del equipo de Cruz. Sin duda un evento histórico.

Es importante hacer memoria. Un año antes Cruz hizo noticia en Puerto Rico y en el mundo cuando anuncio que era gay. El primer boxeador profesional gay. En una declaración escrita Cruz dijo:

Siempre he sido y seguiré siendo un orgulloso puertorriqueño. Siempre he sido y seguiré siendo un orgulloso hombre gay. No quiero esconder ninguna de mis identidades. Quiero que las personas me vean por el ser humano que soy. Soy un deportista profesional que siempre trae lo mejor de sí al cuadrilátero. Quiero que la gente me siga viendo por mis destrezas en el boxeo, mi carácter y mi buena conducta deportiva.

En el camino Cruz se han encontrado con la homofobia y el machismo que caracteriza el deporte del boxeo y la sociedad en que vivimos. El boxeo es el deporte de los “machos”. Quien pega más duro gana. Es común que para vender una pelea se hagan espectáculos sexistas, machistas y homofóbicos. Y aquí llega Cruz a romper estereotipos y esquemas.

Cruz estaba conciente de que esta era la pelea más importante de su carrera, hasta la fecha, si iba a probar un punto, este era el lugar y el evento para hacerlo. Luchaba contra un boxeador fuerte. Luchaba contra el sexismo y la homofobia y luchaba por ser honesto con su vida. Cruz le dedicó la pelea al boxeador Emile Griffith quien fue un reconocido boxeador que aceptó su homosexualidad luego de retirarse. Griffith sufrió mucho en su vida y en el deporte del boxeo siendo constantemente atacado con insultos y menospreciado poniendo en cuestionamiento su sexualidad. Griffith murió a principios de este mismo año.

titohoyagal1

Tito Trinidad, 1999

La emoción en la noche de ayer, para cualquier persona que desprecia la homofobia y cree en la liberación sexual, era “a otro nivel”. Recuerdo haber tenido un sentimiento similar el día de la pelea de Tito Trinidad contra Oscar de la Hoya en el 1999, Trinidad y todo su equipo salieron vestidos de blancos con pancartas exigiendo paz para Vieques, en la pelea más importante de la carrera de Tito para aquel entonces y en medio del apogeo de la lucha contra la marina de los Estados Unidos. El mundo entero tenía sus ojos puestos en esa pelea y Tito estaba conciente de eso.

Así de importante era para Cruz esta pelea. En su camino al ‘ring’, Cruz encontró abucheos, aquellos que cargan con su peso machista y homofóbico. Tod@s los ojos estaban puestos en la bandera arcoíris que ondeaban al interior del ‘ring’ y en aquel hombre de 5 pies 4 pulgadas de estatura.

En el tercer ‘round’ el público grito “puto, puto, puto” mientras Orlando “Siri” Salido golpeaba duro a Cruz. Esta palabra caracteriza a la mayoría del público que estaba del lado del mexicano. “Puto” en México es el equivalente de “maricón” aquí en Puerto Rico, una palabra que se usa para describir con desprecio a los hombres gay. La homofobia se hizo escuchar de forma clara. Mientras Cruz seguía con su frente en alto, luchando.

El resultado se veía evidente, Salido era un contrincante difícil. En el 7mo ‘round’ Cruz cayó al piso luego de dos fuertes golpes que recibió en el cuello y la cara. Pero el título de campeón mundial es secundario al verdadero campeonato que está trabajando Cruz, la lucha por la liberación sexual, la lucha por la vida.

Orlando “El Fenómeno” Cruz ejemplifica hoy esa lucha por la dignidad humana. No es suficiente con vivir la vida de forma cómoda, desde la seguridad individual. Lo que hacemos y dejamos de hacer afecta todo nuestro entorno. Cruz pudo haber escogido otro momento en la historia para hacer lo que está haciendo. Incluso, pudo haber hecho lo mismo que muchos otros deportistas han hecho que han salido del ‘closet’ luego de retirarse con éxito del deporte. Pero Cruz no hizo eso. Cruz escogió el camino difícil, el que está lleno de obstáculos y es incómodo. Por eso su gesta es histórica, porque tod@s nos afectamos en su proceso, lo vivimos con él. La historia es eso, actos de individuos, a veces agrupados en colectivos, que generan cambios con sus acciones.  Personas que ponen sus vidas en la línea y lo dejan todo en la lucha.

Cruz ya es un campeón mundial. Con un mensaje claro ha hecho más historia que cualquier otro boxeador que gana cualquier campeonato. Un mensaje de amor y libertad. Diciéndole al mundo entero, que la pelea de la vida se gana abrazando con orgullo lo que nos hace humanos porque eso es lo que nos da fuerzas para levantarnos y salir a luchar.

Para otros escritos relacionados de Socialismo Internacional ver La política del deporte y Sexismo y xenofobia para vender una pelea

Anuncios

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: